septiembre 27, 2022
Logo - Revista el Congreso
Menu Close
Catalina Velazco, ministra de Vivienda, Ciudad y Territorio, participó en el congreso de la Asociación Nacional de Empresas de Servicios Públicos y Comunicaciones (Andesco) que tuvo lugar en Cartagena, donde se habló del impulso de un nuevo modelo de gestión para proyectos de infraestructura de agua.

Ministerio de vivienda y nuevos modelos de gestión para proyectos de infraestructura de agua

Catalina Velazco, ministra de Vivienda, Ciudad y Territorio, participó en el congreso de la Asociación Nacional de Empresas de Servicios Públicos y Comunicaciones (Andesco) que tuvo lugar en Cartagena, donde se habló del impulso de un nuevo modelo de gestión para proyectos de infraestructura de agua.


Para que el país logré estar al día con infraestructura de agua potable, la ministra asegura que se necesitan $50 billones y un proceso de 50 años.  La entidad ya lidera esfuerzos para ampliar el acceso a agua potable y alcantarillado, los cuales para 2020 se situaban en 71 y 63 % de cobertura nacional y municipal. 

Catalina afirmó que se necesita de un consenso para la inversión donde el agua sea entendida como “un componente humano”, exclamando qué por esta razón será prioridad en el Plan Nacional de Desarrollo, dadas las casi 12 millones de personas en lo rural que tienen una inadecuada prestación del servicio, con lo que se reiteró sobre la importancia del diálogo, para contrarrestar la frustración de muchas comunidades que no tienen el servicio y anotó que al evaluar el sector encontró que los recursos son insuficientes para implementar proyectos de infraestructura.

Por esto, surge la iniciativa de crear la unidad de gestión de proyectos para los pequeños municipios, “no sacamos nada con una ventanilla única, si no atendemos a las regiones más necesitadas con una justicia social en la gestión de infraestructura de agua”, recalcó.

Durante la jornada, la ministra también mencionó temas como la importancia de la deposición final de residuos sólidos y  servicios públicos de aseo, donde señaló que se debe identificar y caracterizar a los prestadores comunitarios de servicios públicos; concertar y diseñar una reglamentación apropiada para la prestación del servicio por parte promoviendo alianzas comunitarias y sinergias interinstitucionales para la operación.

En conclusión, el trabajo conjunto entre la Comisión de Regulación de Agua Potable y Saneamiento Básico (CRA), la Superintendencia de Servicios Públicos Domiciliarios (SSPD) y el Ministerio de Vivienda, entre otros actores como los entes territoriales, la Red Nacional de Acueductos Comunitarios y la academia, serán indispensables para lograr concretar estás iniciativas en pro del desarrollo.